Untitled 6

ENTREVISTA CON DARREN LEVINE (parte 2)

LA HISTORIA NO CONTADA- SEGUNDA PARTE
Texto original: Kerry Kirk para Kravology.com
Traducción: Anastacia Astafieva para Krav Maga Worldwide Spain
Kerry Kirk: Ahora me gustaría centrarme un poco más en ti. ¿Cómo decidiste hacer derecho?
Darren Levine: Estuve en la facultad de derecho pero nunca planeé trabajar en este campo. Voy a contar lo que ocurrió, me coloqué por contrato en la policía estatal de Illinois, creo que fue en el año 1986, y yo en aquel entonces ya había entrenado 5 años con Imi. Por cierto, Imi vino para entrenar con la policía estatal de Illinois y entrenamos también a los guardaespaldas del gobernador (James Thompson). Imi dijo que este sistema tiene que ser impartido a los miembros de las fuerzas armadas, decía que esto iba a salvar vidas y me dijo: “Darren, tienes una oportunidad especial como abogado, si fueras un fiscal tendrías más credibilidad. Si estás familiarizado con los problemas que requieren el uso de fuerza, con los problemas que las fuerzas de seguridad tienen que afrontar, la gente querrá llevar este sistema a sus departamentos». El propio director de la policía estatal de Illinois, Jeremy Margolis, fue ex-abogado de los EE.UU. de ese distrito. Al principio no tenía intenciones de hacerme fiscal, aunque hubo altos cargos del gobierno animándome a ello. Después de haber aprobado los exámenes, tuve cartas de recomendación del gobernador de Illinois y del director de la policía estatal de Illinois, además de contacto con una persona que había sido subdirector de la FBI.
A decir verdad, las habilidades que desarrollé enseñando Krav Maga me convirtieron en un en un buen fiscal judicial de distrito. Los mismos principios lógicos que me enseñó Imi, la misma habilidad de llegar a las emociones de la gente y ser lógico, esto es lo que me permitió tener éxito en este encargo. Todo mi éxito no era resultado de hacer la carrera de derecho. Era de lo que aprendí de Krav Maga.
K: ¿Es esto lo que te llevó a desarrollar el curriculum de Krav Maga para fuerzas y cuerpos de seguridad?
D: Sí, pero esto fue la culminación de todo. Antes trabajaba en Israel con Eli Avikzar, que era sargento mayor en ejercito israelí. Trabajé con el General responsable de la formación del ejército y que mas tarde comenzó como Superintendente de la Formación de la Policía nacional. Luego empecé a trabajar en los Estados Unidos con otras personas que respeto, incluyendo Steve Martinez, Mike Davis, Richard Grillat y otros que también habían contribuido con su inmensa ayuda.
Mi trabajo en las fuerzas de seguridad es entender a fondo lo que significa ser un oficial de policía. He visto policías morir en las calles. Mi trabajo es seguir sus casos desde el momento en el que son asesinados en acto de servicio , trabajando en el escenario del crimen, y hasta la sala de tribunal, donde me encargo del procesamiento del caso (muchas veces pasados unos años).

Darren Levine
Todo este seguimiento hace que entienda dónde fallan los oficiales de la policía, entiendo como los criminales utilizan sus debilidades, entiendo cómo piensa un criminal. Sé precisamente dónde y cómo los oficiales de la policía tienen que ser entrenados. No quiero sonar arrogante, pero no sé si hay alguna otra persona en este país o en el mundo que tiene toda esa combinación de aptitudes, que puede examinar tan a fondo las dos partes del conflicto. Con mi entrenamiento de Krav Maga, mi experiencia en el procesamiento de los casos de asesinatos de los oficiales de la policía (además también de ataques graves), y colaborando con los mejores psicólogos criminales del mundo, tengo calificaciones únicas para esta labor.
K: Seguramente aprendiste mucho con el acceso que tienes en todos estos campos. Tienes la oportunidad de aprovechar toda esa experiencia de una variedad tan grande de fuentes, que realmente desglosa la anatomía de una confrontación violenta, para desarrollar a partir de este conocimiento un curriculum de Krav Maga para Fuerzas y cuerpos de seguridad..
D: Pasé alrededor de 16 años procesando casos de asaltos graves a oficiales de la policía, y conocí muy bien a muchos policías. Trabajo mucho con los capitanes de los SWAT. Todo esto me puso en una posición única para poder entender y desarrollar un sistema que sea a la vez efectivo y perfectamente legal.
K: Cierto. Es una fusión perfecta de tus profesiones.
D: Sí. Es la razón por la cual me siento bendecido, ya que tengo dos carreras que me apasionan. Si paramos a mirar en la esencia del todo, podemos decir que dediqué mi vida a la seguridad pública. A crear seguridad para la gente.
K: Quise preguntarte sobre tus entrenamientos con los grupos especiales en los Estados Unidos y fuera del país. ¿Hay algunas historias que puedas y quieras compartir? ¿Algo extraordinario?
D: Efectivamente, entrenamos a esos grupos. Esas personas se seleccionan para convertirse en los miembros de las unidades de élite de las fuerzas armadas de los EE.UU. Son seleccionados por su habilidad de procesar la información, física, intelectual y emocionalmente. Esas personas son las mejores porque pueden adaptarse a la situación y recibir la información bajo niveles muy elevados del estrés físico, sin que eso les afecte negativamente.
Puedo tomar un grupo de atletas civiles dotados y enseñarles el currículum que de normal dura un mes para llegar a un cierto nivel de experiencia, pero esos grupos de fuerzas especiales pueden lograrlo en dos días: algo que una persona normal aprende en treinta. Me encanta dar clases a esa gente por su capacidad de absorber muchísima información y digerirla al instante. Pueden entender y apreciar inmediatamente el “cómo” y el “por qué”. Es un gusto. Su perspectiva es completamente distinta de la de una persona civil. No aprenden una técnica y se alegran de que pueden utilizar una defensa nueva contra alguien; más bien ven que tenemos una técnica que derrota a algo que ellos hacen. No solo quieren aprender el sistema porque si, es porque se dan cuenta de que se pueden derrotar sus protocolos con facilidad, así que a su vez tienen que modificar lo que hacen. Esto es algo muy interesante para ellos.
Me encanta ver por las noticias a la gente que entrenamos: protegiendo al presidente de los Estados Unidos, o a la plana mayor que se mandan a Iraq o Afganistan – gente que protege a los representantes de los EE.UU en las zonas de conflicto. Son personas a las que entrené yo o el equipo de Krav Maga Worldwide, y con muchos de ellos estamos en contacto por e-mail o por el teléfono. Me enorgullece muchísimo , porque sé que Imi estaría orgulloso.
K: Sí, una réplica perfecta. Gracias.
D: Con permiso, otra cosa. Las mejores felicitaciones que recibimos eran las imágenes de las fuerzas especiales que estaban en el palacio de Saddam Hussein, posando con el retrato enorme de Saddam Hussein y sus camisetas de Krav Maga Worldwide que se llevaron consigo.
Gente que ha estado involucrada en importantes misiones de alto riesgo, pero que desde esas misiones nos escriben agradeciéndonos por los conocimientos que les dimos. Saben que necesitan esta preparación y que esto es algo que les ayudará a volver a casa sanos y salvos, con sus familias. Y esto es de lo que se trata.
K: Me imagino que vale muchísimo la pena.
D: Cierto.
K: Llevamos más o menos una hora y cuarto. Entiendo que tienes otras cosas que hacer. ¿Te da tiempo para una otra pregunta?
D: Sí.
K: Nos gustaría saber en qué trabajas ahora mismo. ¿Qué hay en el horno de Krav Maga?
D: Ahora mismo estoy desarrollando muchas metodologías de enseñanza nuevas que creo que van a cambiar muchísimo las cosas. Me estoy fijando en lo que los gangsters o los delincuentes violentos serios están haciendo para entrenarse contra la policía. Constantemente me fijo en cómo atacan a los oficiales de la policía. No paro de estudiar cómo atracan, secuestran, violan, toman rehenes , realizan allanamientos de morada y un largo etc., . Los cursos que voy a presentar no están basados en lo que se ve en las noticias. Desarrollo esas cosas para vencer a los malos.
K: ¿Te llega mucho sobre los ataques de “Lone Wolf”?
D: Sí. Sobre todo me interesa hacer llegar a la gente la mentalidad de los atacantes y cómo esto nos hace ajustar la nuestra forma de pensar.
K: Es que estoy estudiando un artículo sobre eso. Hay que aceptar que hay gente en este mundo a la que le interesa hacer daño a los demás. Cuando uno sale de su casa pensando otra cosa, hay muchas más posibilidades de convertirse en una víctima.
D: Efectivamente: el mundo cambia. Los que adaptan sus niveles de la conciencia y sus sensibilidades y tácticas de afrontar las demandas emergentes tienen una ventaja en su tiempo de reacción. Estoy desarrollando una lección sobre el tema. Estoy realmente orgulloso sobre algunas de las cosas sobre las que trabajo para el futuro.
K: ¿Es esta información disponible al público? Tienes algún blog sobre algo o esto es demasiado confidencial? ¿Cómo la gente se pone en contacto contigo y te sigue por lo que sería disponible al público general? ¿Cómo se informa la gente sobre esas cosas?
D: La prioridad número uno es entrenar con Krav Maga Worldwide. A lo que más espero dedicarme en el 2015 es la enseñanza, y sé que es mejor conseguir llegar a los 200 instructores a la vez (que si llego a, por ejemplo, 2 instructores a la vez). Simplemente intento hacer lo mejor para llegar al mayor número de gente posible. Me gusta encontrar a los alumnos en todo el país. Me gusta ver como los entrenamientos de Imi toman vida en los demás y me gusta animar a la gente y darles mi punto de vista y mis conocimientos.
Espero que seguiré transmitiendo mis conocimientos a ellos. Esto es que que Imi hizo para mi. Imi siempre me decía, y no lo digo en broma, que uno no puede ser bueno en Krav Maga hasta que empieza a realmente entender y preocuparse por las personas. Hasta ese momento no se puede explicar a la gente lo que es el Krav Maga.
El Krav Maga es como una casa enorme. Piensas que has estado en cada cuarto de la casa, siendo los cuartos las técnicas y las aplicaciones del sistema. Luego abres un a puerta, y detrás de esa puerta hay un pasillo con 10 puertas más. Imi era así: capas y capas del entendimiento que solo pueden revelarse si se aplica un pensamiento crítico y práctica.
En esencia, lo que Imi decía, es que el Krav Maga siempre cambia y evoluciona, y una vez llegas a pensar que ya lo sabes todo, resulta que no. En cambio, encuentras otra puerta con otro problema que hay que resolver utilizando los principios del Krav Maga.
Puedes pensar que lo sabes todo sobre los desarmes, pero ¿realmente comprendes esas cosas si abres otra puerta? ¿Y si detrás de esa puerta hay un agresor activo, esperando para atacarte? Puede tener un cuchillo o un hacha en las manos. Lo que quiero decir es… Uno puede pensar que conoce esa casa llamada Krav Maga. Pero hay muchas puertas desconocidas más.
Lo que quiero hacer tanto para los alumnos como para los profesores en todo el país es estimularlos de nuevo con las nuevas aplicaciones del Krav Maga. Me gustaría mejorar lo que hacen con el Krav Maga y ayudarles con sus clases y pasión por el sistema.
Del original en inglés: